viernes, 28 de mayo de 2010

Picudo rojo

Este gorgojo de 3-4 cms de tamaño, es el responsable de destruir
nuestras palmeras. Ataca todas pero especialmente a la más bella
y robusta de tronco, la Phoenix Canariensis.
Apareció en la costa granadina en 1993, procedente de Egipto.
La megalomanía de nuestros políticos, que arrasaron con infinidad
de palmerales del Norte de Africa para los grandiosos fastos del 92
en los JJ.OO de Barcelona y la EXPO de Sevilla, creó una cultura de
nuevos ricos en Ayuntamientos y particulares dispuestos a tener en
unos días lo que la Naturaleza desarrolla en cincuenta años.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada